miércoles, 30 de abril de 2008

“ Limpieza del cauce del río Esgueva a su paso por el casco urbano de Valladolid” .





Esta mañana un ciudadano anónimo intento paralizar las obras.

La Asociación para la Conservación y Estudio de la naturaleza de Valladolid (ACENVA), organización creada sin ánimo de lucro y con la única finalidad de estudiar, proteger y defender la integridad de los valores medioambientales de la provincia de Valladolid les hace saber:

Su descontento por las obras de limpieza del cauce del rió Esgueva a su paso por el casco urbano de la capital vallisoletana.

La falta de cualquier tipo de respeto por el ecosistema fluvial y la fauna y flora que la habitan, ha motivado el sentimiento de descontento y decepción en el seno de nuestro colectivo una vez más.

El desconocimiento y dejadez de la Concejalia de Desarrollo Sostenible del Ayuntamiento de Valladolid, ha provocado de nuevo, el menoscabo de uno de los ecosistemas mas ricos de la capital, al realizarse las obras de forma indebida y dentro del periodo reproductor de la avifauna, causando graves daños sobre especies como la gallineta común (Gallinula chloropus) y el ánade real (Anas platyrhynchos), de la que varios nidos y polladas han sido destruidos de forma impune, asi como a otras especies protegidas como la lavandera blanca ( Motacilla alba), el ruiseñor común (Luscinia megarminchos) el ruiseñor bastardo (Cettia cetti), el carricero común (Acrocephalus scirpaceus), el carricero tordal (Acrocephalus arundinaceus) el martinete ( Nycticorax nycticorax), la culebra viperina (Natrix maura), la culebra de collar (Natrix natrix), etc……. pudiendo haber incurrido en un delito contra la flora y fauna silvestre por daño en los ecosistemas habitados por estas especies y daños directos sobre ellas.

Los hechos revisten mayor gravedad aún al habitar en todo el cauce del río Esgueva a su paso por la capital, dos especies recogidas en el ANEXO IV de la directiva 92/43/CEE del consejo, relativa a la conservación de los hábitats naturales y de la fauna y flora silvestre, la Nutria (Lutra lutra) y el Galápago leproso (Mauremis leprosa) que se recogen en dicho anexo dentro de las especies animales y vegetales de interés comunitario que requieren protección estricta.

Por otro lado la nueva maquinaria utilizada en dichas tareas, nos parece absolutamente dañina y nada selectiva, y exigimos su desestimación inmediata para estas tareas, por removerlos fondos del río, alterar sus horizontes, enturbiar las aguas y dañar de forma alarmante la ya maltratada fauna y flora ribereña de un río que podía ser entendido por su
administración como una fuente de vida de fauna y flora silvestre, y no como un simple canal de desagüe de vertidos fecales.

Así pues, solicitamos la inmediata paralización de la maquinaria empleada en la ejecución de esta obra y su sustitución por medios manuales, más económicos e infinitamente menos agresivos con el medio palustre.

Esperamos que en un futuro cercano no se repitan estos hechos, y se tengan en cuenta y se respeten escrupulosamente, como es de obligación moralmente inexcusable por parte del consistorio vallisoletano, las leyes autonómicas, nacionales e internacionales en materia de fauna y flora silvestre, a fin de evitar así posibles acciones legales por parte del colectivo al que representamos.

Así mismo consideramos indispensable respetar las isletas de carrizo en aquellas zonas donde no impidan el normal transito de las aguas, pues su conservación resulta indispensable para el mantenimiento de la fauna silvestre.

Por otra parte, ACENVA, solicita al Ayuntamiento de Valladolid que le sea facilitada autorización pertinente necesaria para actuar sobre el cauce, márgenes y zonas de policía de los ríos, expedida por el organismo de cuenca, a fin de corroborar su existencia, así como las limitaciones y prohibiciones marcadas en dicho documento.

No hay comentarios: